Lipo sin cirugía: evaluación gratis aquí
Revisa Nuestras Promociones Aquí
Felíz Mes de la Mamá, regalonéala con belleza y juventud, clickea aquí
Lipo sin cirugía: evaluación gratis aquí
Revisa Nuestras Promociones Aquí
Felíz Mes de la Mamá, regalonéala con belleza y juventud, clickea aquí

Consta de la inserción de hilos que poseen pequeñas púas y al ser puesto en el sentido contrario de las espinas, ayudan a tensar la piel y estirarla. Se pueden aplicar en diferentes áreas de la cara y el cuerpo.

Gracias a esta metodología se puede elevar pómulos y mejillas, atenuando las líneas labiodentales. Recuperar el óvalo facial, mejorar los surcos nasogenianos y borrar las arrugas peribucales o “líneas de marioneta”.

También se puede elevar el canto exterior de la ceja para levantar el párpado, camuflar las arrugas del contorno de los ojos y del “código de barras”.

Es posible, además, aplicar los hilos en la zona del mentón y de la mandíbula, dejando su contorno definido, y en el cuello, para levantar la piel caída y así destacar la diferencia entre la mandíbula y el cuello, evitando de esta forma lucir el temido “cuello tortuga”.

Después de esta simple intervención, las zonas tratadas se elevarán delicadamente, con un resultado natural, sin cambiar la expresión del rostro.

La intervención de Hilos Tensores:

  • No suele doler.

  • No requiere de anestesia y permite que el paciente retome sus actividades luego.

  • Favorece la formación de colágeno para dar firmeza a la piel.

  • Es un método seguro y eficaz. El efecto tensor es inmediato, pero los resultados definitivos se aprecian veinte días después.

Solicita tu evaluación facial Gratis!!